Muy rápido pasa la vida y ya lo sabes, recuerda qué estabas haciendo hace 5, 10 o 15 años que parece tan cercano y tangible. El tiempo es relativo y una percepción para darle un poco de orden a esta atareada vida y en base a él, vivimos.

Siempre he creído que pienso más de la cuenta, no quiero decir que sea muy avispado. Solo pienso; invierto mucho tiempo en pensar y repensar las cosas, ¿cerré la puerta? ¿Habré dicho bien esto o aquello? ¿Tiene sentido lo que estoy haciendo? Siento que tengo mucho qué decir y a la vez poco.

Quizá cuando las canas se apoderen de mi cuero cabelludo, en ese momento tenga mucha más claridad pero quiero plasmar cómo soy ahora, en estos años que parecen sinceramente un poco menos.

Mi motivación es simple, dejar una pequeña ventana a mi actual yo; siendo sincero creo que es algo más, liberar mi mente de todas las cadenas invisibles, intentar poner orden en mis pensamientos enlistándolos aquí, viéndolos, discriminándolos, otorgándoles una jerarquía y que eso me permita vivir de mejor manera.

Hace años que plasmo mis triunfos y desatinos en diversos sitios, esta vez intento algo más formal, perdurable ¿qué restará de mí una vez muerto?.

OctavioRomán.

Médico Cirujano y Partero, Residente de Psiquiatría. Tengo mi propia frase, aunque todos somos dueños de las palabras: “Al final del día, es igual de respetable si miras al cielo en busca de Dios, de las estrellas, o ambos.”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.